Cambie su Idioma :      

Evitar el bloqueo geográfico con una VPN

Ciertas webs utilizan un “bloqueo geográfico”. Significa que según tu ubicación geográfica, no tienes acceso a las webs que no son locales. Es así que sólo los americanos pueden ir a las webs americanas. Si navegas desde Alemania, por ejemplo, no tienes acceso a estas mismas webs.

Las webs reconocen tu emplazamiento geográfico, gracias a tu dirección IP. En efecto, tu IP da información sobre tu ubicación. Cuando las webs están bloqueadas en tu país, es necesario que tu dirección IP corresponda a la región donde la web está (si es una web americana, tienes que estar en los Estados Unidos). Si no, no podrás ir a la web en cuestión.

Por ejemplo, sólo los residentes americanos tienen acceso a Hulu (que es una web americana gratis de vídeo a la carta). La VPN permite evitar este problema, en la medida en que tu proveedor VPN te da una nueva dirección IP. Todos los proveedores VPN disponen de servidores en el mundo entero. Cada servidor tiene cierto número de direcciones IP. Por ejemplo, instalando un servidor en Nueva York, un proveedor VPN te puede dar direcciones IP procedentes de allí. Así puedes, por ejemplo, navegar con una dirección IP americana desde Alemania y tener acceso a Hulu fácilmente.

Cuando suscribes a una VPN, puedes elegir entre diferentes emplazamientos de servidores. Muchas webs americanas utilizan restricciones geográficas. Es la razón por la cual la mayoría de los proveedores VPN proponen direcciones IP americanas. No obstante, también puedes encontrar ofertas con direcciones IP europeas y asiáticas. Puedes entonces mantener que vienes del Reino Unido, mientras estás en China.

¡La VPN te permite pues rodear las fronteras geográficas!